sábado, 23 de junio de 2012

jueves, 21 de junio de 2012

La Habana se prepara para desfragmentar el disco duro nacional

La junta militar cubana -por más de medio siglo- programó su PC en obediencia total; cuando digo PC no me refiero a Personal Computer, si no al Pueblo Cubano.

Mantener al rebaño en la idiotez era sencillo, porque todos los medios de información isleños pertenecen a los Castro y sus secuaces; y los medios extranjeros son interferidos, bloqueados o sencillamente prohibidos.

Un lustro atrás una muchacha -entonces desconocida- abrió un blog publicando unas crónicas algo bobaliconas sobre la realidad cubana; ahora son 14 millones las visitas mensuales a su blog y ella es una personalidad mundial con una imagen de un simbolismo poderoso: Una mujer joven e indefensa con una laptop, enfrentándose a un envejecido tirano armado de un terrible aparato represivo.

Hoy también hay una "Academia Blogger" -started by the same gallita/bitch!!!- entrenando a más herejes, se multiplican los sitios disidentes de autores residentes en la isla; un jugador nuevo -Estado de Sats- sube las apuestas con su invitación indiscriminada a un espacio físico, real donde atreverse a pensar y expresarse libremente.
La información antes apta solo para el mundo libre e interconectado se esparce intramuros en esas calles "de Fidel", tan incomunicaditas antes, tan vírgenes de la verdad hoy son penetradas ¡violadas dirán los censores! por fálicos thumb drives.

Hasta los analfabetos digitales que nos desgobiernan ya entendieron que para evitar una crash-tástrofe terminal, es hora de desfragmentar el disco duro de su PC, de escanear y encerrar en el virus vault a esas líneas de código open source y "mercenario".

El scan fue fácil, porque BLOGueros y SATeros no se esconden para decir sus verdades; la policía política los vigila constantemente, escucha sus conversaciones telefónicas, viola su correspondencia, penetra sus grupos y chantajea cooperación de sus familias y amigos.

Encerrarlos en el vault es algo más complicado, y no porque le falten esbirros, prisiones y le sobren  complicidades silenciosas de un pueblo acobardado; es porque le faltan razones para justificar ante el mundo la represión brutal contra activistas indefensos.

Pero los gorilas de verdeolivo están obligados, por su propia supervivencia, a hacer a-l-g-o y ¡ya! para evitar que la verdad abra los ojos al rebaño y... ¡Dios no lo quiera! -diría el Cardenal- los Castro terminen como Kadafi.
Claro, que otra manera menos dramática, sería convocar a elecciones libres y marcharse a Argentina, o Ecuador; pero arrasar con la quinta y los mangos es más consecuente con las "gloriosas" y sangrientas tradiciones revolucionarias.

Yoani Sánchez y Antonio Rodiles están en la mirilla, pre-condenados a cualquier castigo que el régimen se atreva a imponerles.
 Puede ser prisión, destierro, una paliza o un jeringazo mortal, un "accidente"... cualquier método que funcione ¡Dios lo quiera! -diría el Cardenal- y no provoque un "circo mediático" internacional.
---------------------
Los medios nacionales acaban de lanzar una renovada, agresiva y amenazante campaña propagandística de descrédito y acusaciones contra los activistas pro-democracia y la embriónica sociedad civil cubana; esto es  -en términos militares- la preparación artillera que precede a la infantería -de esbirros:

 Juventud Rebelde, JR-Cubadebate, LaPupilaInsomne, Cubadebate, Tribuna de La Habana (repiten o amplifican el editorial de Cubadebate) ya acarrean leña para la hoguera... el nazi-castrismo tan patético y horroroso como siempre, estrangulando a su PC con un OS que nunca funcionó.

Los arrastra'os de Palante y Dedeté -como siempre- cómplices de la infamia.








De moringa el caso

Las chocheces de Fidel Castro provocan risa; pero no olvidemos que La Momia es uno de los tipos mejor informados en Cuba.

Si dejamos lo cómico a un lado, el mensaje es que el gobierno cubano está listo para el cultivo intensivo de moringa, para usar esta planta como sustituto alimentario... ¿Opción Cero en 2013?


Así es: "consumo de hojas de moringa pulverizadas en situaciones donde la hambruna es inminente";

El "caso" está de moringa y se pondrá de moronga.
-----------------------
AQUÍ un panfleto, donde se enfatizan las bondades de la moringa, pero no se ocultan los altos costos iniciales del cultivo, el magro margen de ganancias,  la breve vida del producto fresco que exige una infraestructura de distribución eficiente, los caros equipos para extraer el aceite, y la existencia de un nicho en un mercado naturista de alto poder adquisitivo -entre otras condiciones necesarias para la explotación exitosa de esta planta; nada de lo cual existe en Cuba.

lunes, 11 de junio de 2012

De machos y muchas; anécdotas de Gtmo. Bay

Gitmo era una especie de caldo de cultivo social, primero pasado por una centrífuga y luego dentro de una olla de presión, allí las tensiones eran altas y el alma se desnudaba en desesperación.

El oficial de enlace con el periódico "El Balsero" una vez me dijo que la gente, una vez que se adapta al nuevo ambiente, tiende a repetir los modelos de conducta anteriores.

Creo que en Guantánamo Bay más bien tendían a exagerar tales conductas... o se "adaptaron" demasiado.

Hoy les regalo una muestra de exageraciones libertinas... y masivas. ¡Gozadera total apuntando y banqueando!... a escala industrial.

---------------------
Los campos estaban organizados alfabéticamente, subdivididos en bloques alfabéticos, y las cabañas numeradas; así al 11mo. campo le correspondía la letra K, de ahí "Kilo", y este cuento sucedía en la cabaña # 10 del bloque F.

Quizás por afinidad, unas tres decenas de homosexuales se mudaron y vivían juntos en la F-10; en Gitmo disfrutaban de una tolerancia inimaginable en la Cuba de los 90's; allí vestían, se maquillaban y actuaban como femeninísimas mujeres.

El Kilo era un campamento de hombres solos, así por un lado NO había mujeres para un par de miles de hombres en celo, y por el otro habían más de treinta provocadoras y abordables "muchachitas" al alcance de la mano, en la F-10.

La abstinencia tan cerca de la tentación encendió el deseo y apagó escrúpulos, amén de hacer florecer gustos y apetitos reprimidos, y muchos machos-varones-masculinos cayeron en "debilidades" impensables en sus barrios de origen.

Las madrugadas en la F-10 fueron asediadas por una multitud de "encapuchados" sedientos de sexo.


En los campos no había privacidad, así estos amantes madrugadores hallaron un recurso que demuestra la inventiva cubiche: Salían a salto de mata de sus cabañas, y luego hacían un rodeo, ya con la camiseta enrollada en la cabeza y cubriéndole la cara; de ahí lo de encapuchado.

Luego entraban a la F-10, calmaban sus urgencias ¡y aquí no ha pasado nada! porque el anonimato y no la acción parecía ser la clave de mantener una masculinidad pura y a prueba de dudas.

Las antes discretas y esporádicas incursiones nocturnas se masificaron -tal era la demanda- las fatigadas muchachitas no podían satisfacer los reclamos de -los ya- cientos de ardorosos garañones ¡y el sagrado anonimato estaba en peligro! 

Toda una catástrofe que fue evitada por el espíritu emprendedor taíno: La solución fue una especie de drive thru sexual, stop'n go! o esto-pingó, que así se llama en cubañol.
Las chamacas cortaron en la lona, al nivel de sus catres unos agujeros, donde el varón necesitado introducía su miembro atormentado sin tener que arriesgarse a un molote revelador y catastrófico en la cabaña maldita.

Tal como lo cuento: Sexo encubierto aplicando las técnicas de producción en serie de la industria moderna.¡Y anonimato garantizado! Lo mejor de los dos mundos: Secreto y alivio.

---------------------

Creo que este eficaz y compartimentado método de tan esmerados y discretos trabajadores sexuales no solo contribuyó a que se disiparan las peligrosas tensiones de cientos -quizás miles- de balseros en Gitmo (la práctica se hizo popular en toda la base); también hoy ayuda a que muchos respetables ex-balseros se paseen con la frente en alto por sus barrios ambientosos cuando van de turisteo a Cuba.

Claro que ningún sistema es perfecto, y un manerismo o una frase escapada en momentos de pasión podían revelar la identidad del fogoso varón; oportunidades que aprovechó una de las muchachitas para hacer una lista con pelos y señales, que luego me la trajo al periódico con esta historia.

Como chisme aquello era un banquete ¡me harté! pero no tenía valor noticioso,  ni estaba tan loco como para publicarlo y enfrentarme a cientos de enfurecidos sementales homicidas; y si algún lector de este blog se entretuvo en tales travesuras, le aseguro que la reveladora lista fue quemada inmediatamente en presencia de la vengativa y entusiasta muchachita-reportera. Tranquilo Bobby.
---------------------
Para más anécdotas de la base, escriba en la ventana de búsqueda Gitmo Bay.


Un cuento de caníbales

Ahora que comerse los unos a los otros está de moda, desempolvo esta ¿leyenda? en que medio centenar de caníbales, y por veinticinco años, devoraron más de mil personas en los páramos del suroeste escocés.

*Esta es la historia de Sawnie Beane y su familia, los más bestiales asesinos en serie del mundo civilizado.

 


Escocia, bajo el rey Jaime VI (1566 - 1625), sufría una de las habituales y cíclicas hambrunas de aquellos tiempos.

Dicen que la gente comían perros y hasta ratas, y miles murieron de hambre.

A la tragedia se sumó el horror en forma de inquietantes rumores llegados a Edimburgo, de numerosas desapariciones de viajeros en los páramos del suroeste.
No eran los ocasionales asaltos, robos y asesinatos en los solitarios caminos de la región; ahora la gente estaba desapareciendo a montones y sin dejar pista alguna de su destino.

El Rey envió unos pocos soldados al área de Galloway, y estos apresaron y colgaron a algunos pillos, pero las misteriosas desapariciones continuaron.

---------------------

Una afortunada casualidad revela el horror

Cuentan que una pareja regresaba de una feria de una aldea cercana, cuando fueron atacados por sorpresa por una horda de salvajes que los rodearon y arrojaron la mujer al suelo, inmediatamente uno de los hombres-bestia la degolló y le vació las entrañas.

El esposo, espada en mano, luchó desesperadamente contra unos, mientras otros devoraban a dentelladas a la mujer agonizante.

Casualmente a la escena llegaron unos treinta aldeanos que también regresaban de la feria, y los caníbales huyeron dejando atrás a un sobreviviente, numerosos testigos del crimen, y una explicación a las masivas desapariciones de personas en la región en las últimas dos y media décadas.

---------------------

La pesada mano del Rey

James VI, ante la evidencia de una horda de salvajes antropófagos victimizando a sus súbditos, personalmente fue junto a cuatrocientos soldados y una jauría de perros rastreadores a investigar los incidentes.

Comenzaron donde el último ataque tuvo lugar, luego desandaron los páramos tras los sabuesos y hasta la costa rocosa y empinada, agujereada por innumerables túneles y cavernas.

Los soldados no iban a investigar los túneles porque estimaron que eran demasiado estrechos como para albergar a tanta gente; pero inesperadamente uno de los perros comenzó a ladrar a la entrada de uno, luego los canes penetraron en el túnel.

Las tropas prendieron antorchas, y uno a uno se adentraron en la grieta, entonces notaron el olor a cadáveres putrefactos; continuaron hasta que el túnel -abruptamente- se ensanchó convirtiéndose en una enorme caverna.

Allí, acuclillados en salientes de las rocas y alrededor de las paredes de la cueva, cubriéndose los ojos de la luz de las antorchas había medio centenar de figuras humanas apenas discernibles en la oscuridad.

Se defendieron con ferocidad, pero al final fueron dominados y capturados los cuarenta y ocho caníbales.

Los soldados hallaron piernas, torsos y cabezas humanas, unos colgados en ganchos, otros marinados; luego de enterrar los restos condujeron los prisioneros a Edimburgo.



---------------------

¿Quiénes eran estas bestias?

Poco a poco los hombres del Rey fueron conociendo los detalles de la historia; Alexandr "Sawney" Beane, el patriarca, nació en East Lothian, a pocas millas de Edimburgo, de padres muy pobres pero muy trabajadores.

Sawney siempre fue un vago y detestaba cualquier trabajo manual, gustaba de mujeres fáciles y al final se largó con una de su calaña y no menos malvada.

Eligieron vivir ocultos en una caverna a orillas del mar, a la que las mareas altas inundaban la entrada, así ocultándolos de ojos curiosos. La razón de tal cautela era que la parejita pronto comenzó a robar y asesinar a quienes atravesaban los solitarios páramos del área.

Para ocultar sus crímenes arrastraban los cadáveres de sus víctimas a su cueva, y luego los asaban y devoraban. 

En medio de la hambruna Sawney encontró sexo, dinero y comida.

Pronto la familia creció, el patriarca preñó a sus propias hijas y la horda se multiplicó con rapidez; ya ni se molestaban en cocinar a sus víctimas.

Sawney tuvo ocho hijos y seis hijas de su esposa original, pero por sus relaciones incestuosas el grupo llegó a tener medio centenar de miembros; incrementando sus necesidades por alimento y la frecuencia de las cacerías humanas.

Las nuevas generaciones crecieron comiendo carne humana cruda; se estima en más de mil las víctimas el saldo de un cuarto de siglo de sus horrendas fechorías.


El castigo fue tan atroz como el crimen

 Las autoridades no consideraron el beneficio de un juicio, y todos los antropófagos, hombres, mujeres y niños fueron prontamente torturados y ejecutados.

A las hembras las ataron y obligaron a ver cómo mutilaban a los varones cortándoles las manos, piernas y genitales y dejándolos desangrar hasta morir; luego las voraces damas fueron quemadas vivas en la hoguera.
------------------------------------------
* Traducción libre (y platanera) por PolO.


 

 

 



domingo, 10 de junio de 2012

Juventud Rebelde se desordena -ligeramente.

Es sabido el rígido control sobre la información que el gobierno cubano aplica contra sus ciudadanos.

Luego del "llamado" de Raúl Castro a hacer periodismo -o algo que se le parezca, versus la habitual propaganda triunfalista; de vez en cuando lanzo una sonda a los medios de la isla.

Esta vez el feedback fue una agradable sorpresa: En un artículo sobre juristas, donde se destaca esa aberración legal conocida popularmente como Ley de Peligrosidad, envío un comentario muy crítico... ¡y me lo publican!

Tomé un screenshot de los comentarios, porque es en sí una muestra de la evolución -aún tímida- no solo del periodista, también de los lectores; vean como <<hector>> comienza con la ya tradicional coincidencia total, pero finaliza criticando; el #3 << la cubana >> felicita al comienzo y termina con queja directa y personal: "la que me toco a mi deja mucho que desear [sic]". El #4 soy yo criticando y ridiculizando una ley que es uno de los más potentes instrumentos legales para la represión en Cuba.

Como lo cortés no quita lo valiente, destaco y celebro esta anomalía; porque en medio de la aridez un diminuto retoño es algo extraordinario.
 

Manuel Díaz Martínez me baja de esa nube con su Cuba: La prensa cautiva.


miércoles, 6 de junio de 2012

Eco-pistolero, la paradoja aparente

Hoy conocí a un viejito que maneja un Toyota Prius ¡con un sticker de NRA!

Medio en broma le dije que la lista no jugaba con el billete, porque el Prius es un carrito híbrido y amariconado, más afín a un izquierdoso eco-bobo-logista, que a un macho-man de armas tomar... el viejo encojona'o me respondió: "Yo protejo al medio ambiente, y a mí mismo; ¿quieres ver el hierro que tengo en la guantera?".